No saber lo que ha sucedido antes de nosotros es ser incesantemente niños. No dejar saber lo que sucede en nuestro tiempo es ser intensamente irresponsables con las futuras generaciones. Un espí­ritu histórico no puede tener dudas de que ha llegado el tiempo de la resurrección de nuestro pasado, de la afirmación del presente y la esperanza del futuro. Esto es parte de ello…

Bahía Fosforescente de Lajas

La bioluminiscencia es un fenómeno común en mar abierto, pero rara vez ocurre en bahías costaneras. En la región de La Parguera encontramos dos bahías resguardadas que exhiben este fenómeno. Por las noches, las aguas de la Bahía Fosforescente y la Bahía Monsio José brillan cuando son agitadas por el oleaje, por un cardumen de peces o una mano pasada por el agua.

La bioluminiscencia de la Bahía de La Parguera se debe a que está poblada de millones de microorganismos conocidos como dinoflagelados, entre los cuales el más que abunda es el Pyrodinium -pyro = fuego y dinium = que gira-. Ocasionalmente otros organismos mayores en tamaño pueden contribuir a las emisiones de luz que notamos en la bahía.

La luz o brillo en el agua es resultado de una reacción química entre substancias presentes en ellos los cuales al combinarse, destellan. Al producirse se genera un tipo de luz fría que se llama bioluminiscencia. Destellan cuando el agua es agitada por el paso de un bote, con los remos, con las manos, cuando llueve o al nadar.

Se encuentran en la Bahía Fosforescente debido a la estrecha entrada de la bahía y a la poca fluctuación de marea. La bahía es como una trampa en la cual estas poblaciones se concentran. Alrededor de la orilla se generan substancias vitamínicas que son requisito indispensable para la reproducción y el mantenimiento de las poblaciones de los organismos causantes de la bioluminiscencia.

La Bahía Fosforescente es una de las pocas que existen en el mundo; por lo tanto, debemos protegerla.

Salidas a la Bahía: 7:30 p.m. en adelante

También te puede interesar

Mimes

José A. Mari- Mimes son las moscas diminutas que se encuentran por miles en las frutas caídas al suelo y que dentro de las casas

Ver Más »

Mozambique

José A. Mari- Quiscalus niger- Chango (Greater Antillean Grackle) reside todo el año en Puerto Rico. Habita a través de las Antillas Mayores y mide

Ver Más »
Los cobardes

Los cobardes

Una vez, Confucio caminaba junto a un discípulo por unas montañas de tupida arboleda. Sentían mucha sed, por lo que mandó a su alumno que

Ver Más »

Parque Colón

Aguadilla, Puerto Rico. El Parque Colón en Aguadilla es un parque familiar que cuenta con diversas atracciones para el disfrute de los niños. Entre ellas

Ver Más »

También te puede interesar

Tu opinión es muy valiosa. Déjanos un comentario

Publicación autorizada por el Administrador; Periodista, Artista, Caricaturista y Escritor pepiniano nacido en Añasco, Puerto Rico. Ha publicado varios libros entre los que destacan Filito, Filito at Large, Diccionario de la Lengua Mechada, Vida de Jesús un Evangelio Armonizado, Sancocho Cristiano Volúmenes I-IV, Bendiciones Cristianas Vols I-II y La Biblia comentada de Génesis a Apocalipsis.