No saber lo que ha sucedido antes de nosotros es ser incesantemente niños. No dejar saber lo que sucede en nuestro tiempo es ser intensamente irresponsables con las futuras generaciones. Un espí­ritu histórico no puede tener dudas de que ha llegado el tiempo de la resurrección de nuestro pasado, de la afirmación del presente y la esperanza del futuro. Esto es parte de ello…

La Leyenda del Farol Encendido

Cuentan que por “ El Monte de la Bandera “en el barrio San Antonio, del pueblo de Quebradillas aparecía por las noches un farol encendido que se movía de un lado a otro sin que nadie lo sostuviera. Nadie osaba acercarse al lugar en cuanto comenzaba a ocultarse el sol. Al llegar la noche las familias cerraban las puertas de sus hogares por el temor de que el farol llegara hasta sus casas acompañado de la muerte y ésta se los llevara.

Durante muchos años la leyenda del farol determinó la hora en que los habitantes del lugar se retiraban a dormir. Pero el tiempo dio paso a la verdad. Se supo que la causa de todo lo eran negros libertos que buscaron refugio en el monte para huir de sus dueños. Por las noches salían para buscar provisiones alumbrando su camino con el farol.

Publicaciones que también te pueden interesar

Tu opinión es muy valiosa. Déjanos un comentario

Publicación autorizada por el Administrador; Periodista, Artista, Caricaturista y Escritor pepiniano nacido en Añasco, Puerto Rico. Ha publicado varios libros entre los que destacan Filito, Filito at Large, Diccionario de la Lengua Mechada, Vida de Jesús un Evangelio Armonizado, Sancocho Cristiano Volúmenes I-IV, Bendiciones Cristianas Vols I-II y La Biblia comentada de Génesis a Apocalipsis.

Patrocinadores de Oro

Respalda el Comercio de aquí y fortalece la economía